Teletrabajo: ¿hasta cuándo?

El teletrabajo NO llegó con la pandemia, pero es cierto que ha sido bastante impulsado en estos últimos meses. ¿Seguirá activo este 2022?
Compartir en Twitter
Facebook
LinkedIn
teletrabajo
El mundo ya fue testigo de un cambio histórico en el mercado laboral de 2020 debido a la pandemia de Covid-19. Si bien es cierto que algunas empresas solían ofrecer la posibilidad de trabajar desde casa como un beneficio, ahora se ha convertido en una de las normas esenciales para la mayoría de las empresas. Para el año 2025, se estima que el 70% del sector laboral trabajará de forma remota al menos cinco días al mes. Aunque 2020 se puede considerar el año del trabajo remoto, esto es tan solo el comienzo, ya que vemos que la tendencia ha continuado en 2021 y sigue activa en 2022.

¿Se vuelve permanente el teletrabajo?

Se espera que el porcentaje de trabajadores que trabajan permanentemente desde casa se duplique en 2022, según una encuesta a nivel mundial realizada por ETR. Las métricas de productividad están a día de hoy demostrando que el trabajo remoto está funcionando, y no solo por el coronavirus, sino porque este modelo de trabajo se está “probando” y se está quedando. Otra encuesta reciente reveló que más de dos tercios (74%) planean cambiar permanentemente a los empleados al trabajo remoto después de que termine la crisis de Covid-19. El gerente de ETR afirma:
Entonces, todos pensamos que habría un aumento en el trabajo remoto permanente, pero no esperábamos que se duplicara desde los niveles previos a la pandemia
 

El panorama de las grandes empresas

Como era de esperar, grandes empresas tecnológicas como Twitter están allanando el camino de este nuevo modelo de trabajo. Twitter, con sede en San Francisco, les comunicaba a sus empleados en el pasado mayo que podían comenzar a trabajar desde casa indefinidamente. Square, que también está dirigida por Jack Dorsey de Twitter, adoptó una política bastante similar casi al mismo tiempo y permitió que los empleados trabajasen desde casa indefinidamente, incluso después de que las oficinas vuelvan a abrir tras el gran golpe de esta nueva variante Ómicron. Por otro lado, el CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, les comunicó a los empleados a principios de la pandemia que se implementaría el teletrabajo y que dicha modalidad podría quedarse permanente como modelo de trabajo en la empresa.

Teletrabajo y oficina

Ya hay varias empresas que afirman que los espacios de oficina cada vez irán modificándose, es decir, cada vez se necesitará menos espacio para una oficina. Obviamente, se seguirán formando empresas completamente remotas. No tendrán sedes y poco a poco otras organizaciones decidirán reducir el espacio de oficina para equipos híbridos A principios de este verano, el minorista de actividades al aire libre REI anunció que vendería su nuevo campus corporativo de 8 acres sin usar en Bellevue, Washington. En un comunicado, el CEO Eric Artz dijo que su compañía “se apoyaría en el trabajo remoto como un modelo arraigado, respaldado y normalizado” para todos sus empleados. Hay muchas empresas que también están planeando una nueva combinación de trabajo remoto y presencial, dando lugar a un modelo de trabajo totalmente híbrido. Para este tipo de proyectos es necesaria una estrategia, por ejemplo:
  • Podrían ser tener días específicos para reuniones en persona y colaboraciones.
  • Días totalmente asignados al teletrabajo.
  • Las reuniones en persona se podrán reservar para sesiones de intercambios de ideas y proyectos.
  • Rediseño de oficina y reorganización de cubículos.
  • Implementación de nuevos software para el control del trabajo remoto.
teletrabajo

¿Requiere más compromiso el teletrabajo?

En un entorno típico de oficina, una actitud positiva y mantener relaciones sólidas abren las puertas al progreso. Una de las desventajas de trabajar de forma remota es que es quizás es más difícil destacar los logros profesionales. Por ejemplo, en 2021, muchos empleados tuvieron que hacer un esfuerzo adicional para ampliar y fortalecer su compromiso virtualmente para garantizar que tenían acceso a nuevas oportunidades. En un entorno remoto donde los empleados colaboran principalmente por correo electrónico o software específicos, el compromiso es mucho más difícil de transmitir para los trabajadores y de identificar para los “jefes”. Al participar en eventos y reuniones virtuales, estar activo, en línea, y mantener un alto nivel de entusiasmo, puede ser complicado para según que tipo de persona. Aunque la tecnología está facilitando cada día la versión remota del trabajo, hay personas que no están del todo relacionadas con el avance de la tecnología. Por ejemplo, cambiar el software de trabajo a una persona que lleva usando 20 años el mismo, puede resultar frustrante.

Teletrabajo y rendimiento profesional

El teletrabajo ha cambiado considerablemente la gestión del rendimiento. Las organizaciones se centrarán cada vez más en el trabajo realizado en lugar de las horas trabajadas, lo que hará que las herramientas y aplicaciones para ayudar a administrar el rendimiento de los empleados remotos sean más esenciales. Para maximizar la eficiencia de todos los empleados, los gestores necesitarán visibilidad sobre lo que están haciendo sus trabajadores. En algún momento, incluso puede ser necesario crear un nuevo puesto de trabajo, como “Encargado de trabajo remoto”, para supervisar la producción y la colaboración y garantizar la eficiencia operativa. Algunas empresas también están realizando revisiones de desempeño continuas en lugar de anuales. La retroalimentación continua será esencial a medida que los gerentes se esfuercen por ayudar a los empleados a manejar sus responsabilidades laborales y cumplir con las expectativas de desempeño.

Ciberseguridad en el teletrabajo

Conforme las organizaciones comiencen a permitir que una parte importante de la fuerza laboral permanezca remota, la seguridad cibernética se convertirá en una preocupación aún mayor en 2022. De hecho, ya se está viendo, una gran parte de los trabajadores “funcionarios” están viéndose obligados a cambiar su modalidad presencial a remota. Se estima que el 85 % de todos los empresarios aseguran que la seguridad cibernética es extremadamente importante o más importante que antes de la pandemia. Una preocupación real es cómo se accede a los datos y cómo asegurarlos de manera efectiva. Sin duda alguna, las organizaciones deben de pensar de forma más estratégica sobre las inversiones en ciberseguridad y cómo proteger mejor a los trabajadores, los datos y los equipos. El cambio al teletrabajo ha llevado a muchas organizaciones importantes a realizar nuevas inversiones en sus sistemas e infraestructura de TI. Si bien es cierto que el cambio ya sucedió para muchos, la deuda de seguridad creada en el proceso no se ha abordado en muchos lugares. ciberseguridad

Conclusión

La pandemia de COVID-19 nos ha demostrado que podemos trabajar desde casa y hacerlo de manera efectiva, sin perder productividad. En una encuesta realizada por Mercer, una firma consultora de recursos humanos y beneficios laborales, el 94% de los empleadores dijeron que la productividad era igual o mayor que antes de la pandemia, incluso con sus empleados trabajando de forma remota. El futuro del trabajo remoto requerirá muchos cambios, de eso no cabe duda. En esos cambios va incluida la inversión en infraestructura digital y la liberación de espacio de oficina. Para la mayoría de las empresas, hacer que los empleados trabajen fuera de la oficina requerirá reinventar muchos procesos y políticas.
Te podría interesar: Factorial: El Software Que Revoluciona La Gestión De RRHH
Facebook
Twitter
LinkedIn
Reddit
Tumblr
Mix